LA DIETA MAYA

Publicado en por MM:.

Es notorio que aquella frase "tu eres lo que comes" es muy cierta, y precisamente es nuestro alimento diario el que nos permite no solo nutrirnos en el mejor de los casos sino prevenir enfermedades, y son precisamente estas enfermedades las que a fin de cuentas van minando nuestro organismo y a la larga quitarnos la vida. Lo más curioso de esto es que los antropológos forenses pueden actualmente establecer el tipo de dieta que llevaba un individuo al analizar sus restos óseos (densometría ósea, análisis de la dentadura, deformaciones y análisis isotópico, etc.).

 

Se sabe por datos arqueológicos que la agricultura Maya fue la base de su civilización. Maíz (Ixim), frijoles (bu´u'ul), calabazas (Lek), Camote (Kamot´) (Ipomea batata) chiles (Ik), tomates, yuca, algodón, Cacao (Kakau), y  varias clases de árboles frutales fueron cultivados. Estos almacenaban sus cosechas en andamios de madera, pero también se sabe que ocuparon como bodegas subterráneas los chultunes, muy comunes desde el Pre Clásico.

 

adivinanzas-mayas_clip_image006.jpg

Retomando el punto, el presente artículo esta dedicado a estos científicos que se han dado a la tarea de descifrar la dieta de los mayas sobre todo en el periódo que suponen se dió el colapso de la civilización hacia el 900 d.C. Tal el es caso de los escritos de Lori E.Wright quien hace mención de este tema:

 

El análisis químico de huesos proporciona información sobre la dieta prehistórica ya que la composición de los alimentos influye en la composición de los huesos......El elemento carbono, al igual que el nitrógeno, existe en varias formas de átomos, llamados isótopos, que se distinguen por el número de neutrones en el núcleo. Lo más abundante es el carbono-12 que contiene seis protones y seis neutrones. El carbono-13 contiene un neutrón extra. Pero en contraste al carbono-14 (con dos neutrones extra) que utilizamos para calcular la edad de rasgos arqueológicos, el carbono-13 es estable. Es decir que el núcleo no decae con el transcurso del tiempo. La cantidad de carbono-13 en un objeto orgánico depende de la cantidad ingerida por el organismo cuando estaba vivo.

 

DibujopiramideCalakmul.jpg

 

Por otro lado el mismo Lori E. Wright, en colaboración con Renaldo Acevedo, Bernard Hermes y Henry P. Schwarcz nos ofrecen un nuevo reporte denominado "la dieta maya después del colapso" donde abordan los sitios de  Topoxte, Cante y Paxte en el lago  Yax- Há asentado en las tierras bajas del Petén guatemalteco. En este nos informan lo siguiente:

 

El análisis paleodietético se basa en la observación de que el cuerpo humano está construido de los alimentos que ha consumido una persona. Así, por medio de la composición química de los restos óseos recuperados de un entierro arqueológico, podríamos reconstruir la dieta consumida por la persona durante su vida. En el presente estudio, enfocamos la reconstrucción paleodietética por medio del contenido relativo de los isótopos estables de los elementos carbono y nitrógeno.

 

Ambos documentos nos arrojan luces acerca de los cambios en la dieta de los últimos mayas clásicos antes del colapso de su civilización, lo cual no permitirá a la larga descubrir que fue realmente lo que termino con el esplendor de esta basta y prolifica cultura. Disfruten de estos documentos.

 

 

 

 

 

Etiquetado en sociedad

Comentar este post